La primera misión de la nave Orión ha regresado con éxito y amerizó en mares del Océano Pacífico, a 965 kilómetros de la costa de Baja California, así lo reveló la Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio (NASA) en su cuenta de Twitter con el siguiente mensaje: Splashdown! #Orion completes a critical step on our #JourneytoMars ("¡Amerizaje!, Orión completó un paso crítico en nuestro viaje a Marte").

De acuerdo con la agencia de noticias AP, el administrador de la NASA responsable de esta misión, Charles Bolden Jr., había explicado que el lanzamiento de la nave Orión implica "el primer día de la era de Marte", toda vez que a pesar de que se trata de un lanzamiento de prueba con los requerimientos necesarios para posteriormente llevar una tripulación a bordo, el objetivo es enviar una nave de esta naturaleza al planeta rojo, con la finalidad de ampliar la búsqueda y exploración de formas de vida en otros planetas, un precedente ya iniciado con el robot lanzado el 26 de noviembre de 2011 denominado "Curiosity", una misión espacial de exploración que "amartizó" exitosamente el 6 de agosto de 2012 y que, desde entonces, el astromóvil dirigido por la NASA envía imágenes a la Tierra.

Anuncios
Anuncios

Pues bien, en esta prueba a cargo de la NASA, la cápsula Orión tuvo un viaje de aproximadamente cuatro horas y media desde el lanzamiento en Cabo Cañaveral, Florida, hasta su descenso en el mar, luego de dar dos vueltas a la órbita terrestre a una distancia de 5 mil 793 kilómetros del planeta, lo equivalente a unas 15 veces más lejos que la distancia a la Estación Espacial Internacional.

En un hecho que marca un nuevo registro, pues por primera vez en 42 años una nave construida por el hombre para ser tripulada por humanos alcanza una distancia de tales magnitudes.

A este respecto Bolden Jr. mencionó que el objetivo primordial de esta prueba es poder embarcar a hombres en la nave, pues con esta corta misión sólo se quiere medir el comportamiento del escudo térmico de la nave (que se estima alcance una temperatura de 4 mil grados) cuando atraviese la atmósfera terrestre a una velocidad extremadamente alta (32 mil 200 kilómetros por hora).

Anuncios

Finalmente, la Marina de los Estados Unidos fue la encargada de recuperar la cápsula y entregarla a la NASA para proceder con las pruebas sucesivas.