De acuerdo a un nuevo estudio, un grupo de investigadores acaba de descubrir la esperma fosilizada mas antigua del mundo. Se trata de células que datan de hace 50 millones de años y fueron encontradas en la pared de un capullo de gusano fosilizado en la Antártida.

Las células de esperma son raramente encontradas en los registros de fósiles ya que tienen a tener una vida corta y poseen delicadas estructuras que no se fosilizan bien. Benjamin Bomfleur, autor líder del estudio, y su equipo de investigación se cruzaron accidentalmente con el increíble descubrimiento durante su expedición a la Antártida. Bomfleur le dijo a The Guardian que inicialmente estaban analizando los fragmentos para "tener una mejor idea de la estructura de el capullo".

"Cuando le hicimos zoom a las imágenes, comenzamos a notar estas pequeñas estructuras biológicas que lucen como esperma" explicó el científico.

Anuncios
Anuncios



El equipo de investigación - que está integrado por científicos provenientes de Suecia, Italia y #Argentina - usó un microscópio electrónico de barrido para observar la superfície del espécimen. Usaron también un acelerador de partículas en Suiza para examinar la estructura interna del capullo, el cual reveló la presencia de fragmentos de células de esperma de una "clitellata" (especie de gusano anélido) de 50 millones de años de antiguedad.

Se cree que el prehistorico gusano segregó el capullo mientras se apareaba. Huevo y esperma serían entonces liberados dentro del capullo y protegidos por el material circundante. Una vez el capullo está finalmente sellado, le tomaría muchas horas al material circundante endurecerse. La materia biológica quedarían entonces atrapadas en estas paredes.

Anuncios

Los investigadores sugieren que así fue como el fósil de esperma fue capaz de formarse y preservarse por millones de años, de forma similar a como el ámbar de los árboles atrapa y conserva insectos y plantas por millones de años

Los descubrimientos, detallados en The Royal Society journal Biology Letters, sugiere que este espécimen es 10 millones de años mas antiguo que el fósil de esperma animal más antiguo conocido hasta el momento. Bomfleur explicó que a pesar de lo bien preservados que se encuentran, los remanentes fosilizados no contenían ninguna materia orgánica original, acabando con la fantasiosa idea de extraer ADN del material, al mejor estilo de Jurassic Park.

Los investigadores sugieren que los fragmentos de esperma son similares a los de un grupo de gusanos parecidos a las sanguijuelas encontrados en los caparazones de los cangrejos de río del hemisferio norte, donde se alimentan de materia orgánica muerta. "Fue una sorpresa encontrar relación entre ambos viniendo de Antártida" dijo el líder de los científicos, aunque no están seguros si existe una relación directa. #Estudios posteriores en el capullo podrían revelar información muy importante que, según Bomfleur, ha sido muy buscada por paleontólogos cuyo trabajo se enfoca en las estructuras relativamente duras, como huesos y conchas.