Ahora mismo ya todos dan por supuesto que Fernando Alonso está en este momento haciendo las maletas para, una vez finalizada la última carrera en la que se ha comprometido con la Escudería Ferrari, salir corriendo sin mirar atrás hacia campos más verdes, lo que por otro lado no es muy difícil.

De hecho muchos de los expertos en esta competición empiezan a hablar de los efectos que este cambio tendrá en una parrilla que en este momento tiene por claro dominador a la alemana Escudería Mercedes pero a la que llegan desde Japón los directivos de Honda para entrar con el cuchillo entre los dientes a romper esta hegemonía con sus propulsores y Fernando Alonso al volante de los McLaren que harán moverse.

Anuncios
Anuncios

A pesar de que pueda parecer que los cálculos son prematuros, se trata de una posibilidad que muy pocos descartan y de la que muchos hablan abiertamente. Todos tienen ya la seguridad, por más que no exista nada firmado, que el año que viene veremos a Fernando Alonso vestir el plateado de la escudería británica.

Tanto es así que muchas marcas están negociando con McLaren bajo es supuesto de que Fernando Alonso será el piloto que represente a su marca, de lo que solo podemos deducir que ellas también tienen claro que será en esta escudería en la que recale Fernando Alonso en unos pocos meses.

McLaren está en este momento negociando con Fernando Alonso con unas condiciones irrenunciables para la escudería que incluirían un periodo de dos años con la posibilidad de extender dicho acuerdo a un tercer, de modo que Fernando Alonso sería un piloto de McLaren al menos hasta la temporada 2016.

Anuncios

Sin embargo lo que realmente retendrá o no al piloto, aún, de Ferrari no serán los contratos y las clausulas, sino el rendimiento del coche. Será muy fácil que Fernando Alonso se quede si le dan un coche que realmente esté en disposición de competir y será improbable que puedan lograrlo en caso de que no sea así. No hay mucho más que discutir, pues Fernando Alonso no quiere sueldos o contratos sino coches y con coches se le retiene.

Mientras McLaren ponga un buen chasis y Honda ponga un buen motor todos serán felices y habrá muchos más trofeos en las vitrinas de Woking.