Los Oklahoma City Thunder son ahora mismo uno de los equipos con mayor proyección de la liga de baloncesto profesional de Estados Unidos. No tienen un puesto de privilegio, pues han pagado las lesiones de sus jugadores estrella, pero van poco a poco subiendo posiciones y sus actuales medias de victorias y derrotas son las de los mejores equipos de la Conferencia Oeste, solo por detrás de otros como los Golden State Warriors o los Portland Trail Blazers. Por el contrario, en este momento los San Antonio Spurs están demostrando un cierto desgaste y no ganan tanto como hace unas semanas. No parece que esto vaya a ser una crisis a largo plazo pero la Conferencia Oeste es muy dura y los tropezones se pagan con caídas muy duras en la tabla.

Anuncios
Anuncios

Los Oklahoma City Thunder ya plantearon desde el inicio del partido una estrategia de desgaste, sabedores de que los grandes jugadores del equipo rival, Tim Duncan, Tony Parket y Manu Ginobili tienen un régimen de minutos que les obliga a no pasar nunca de los 30 minutos en ninguno de los partidos, lo que hace que si se fuerza al equipo a tenerles demasiado tiempo en el campo en los primeros compases del partido acabarán por no estar en los momentos claves del partido para defender cualquier ventaja en el marcador que puedan haber obtenido los jugadores del estado de la estrella solitaria. Si a esto le añadimos que durante los dos primeros cuartos del partido fueron precisamente los Oklahoma City Thunder quienes ganaron en el luminoso acabamos con que de camino a los vestuarios los San Antonio Spurs tenían un serio problema entre las manos.

Anuncios

En el segundo tiempo el trío de estrellas de los tejanos estaba listo para dar sus últimos minutos antes de volver definitivamente al banquillo, al menos en teoría, momento que aprovechó Oklahoma City Thunder para sacar a sus jugadores de contención al principio y sus grandes estrellas al final para empujar y acabar llevarse la victoria por un 114 a 106 que les coloca un poco más cerca de poder disputar las eliminatorias hacia las finales de la liga.