El Sevilla FC conquistó por cuarta vez la #Europa League, la segunda competición en importancia del #Fútbol europeo de clubes. En la final de Varsovia tuvo que superar al Dnipro Dnipropetrovsk ucraniano, que pese a que disputaba el partido definitorio por primera vez en su historia, logró plantearle una dura batalla a los andaluces.



El colombiano Carlos Bacca, por partida doble, y el polaco Grzegorz Krychowiak fueron los autores de los tantos para la victoria por 3 a 2. El cuadro ucraniano había pegado de entrada por intermedio del croata Nikola Kalinić, mientras que Ruslan Rotan había empatado transitoriamente las acciones sobre el cierre del primer tiempo.

Anuncios
Anuncios





El tetracampeón contó con Ever Banega, flamante convocado para la Selección Argentina de cara a la Copa América desde el arranque y hasta los minutos finales del encuentro. Su buena actuación le valió la distinción de MVP de la final. Nicolás Pareja, otro de los argentinos del equipo, tuvo que festejar desde afuera a causa de la grave lesión de rodilla sufrida en abril. Mariano Barbosa, habitual tercer arquero, tampoco fue de la partida.

Los números del campeón

En el camino al campeonato, los de Nervión debieron superar una fase de grupos que los enfrentó al Feyenoord, HNK Rijeka y Standard de Lieja. Terminaron detrás del cuadro holandés, con 11 unidades, producto de tres victorias, dos empates y una derrota. Ya en fase de eliminación directa, el Sevilla sacó a relucir su chapa de equipo copero, eliminando con goleada al duro Borussia Mönchengladbach (4-2 el global), Villarreal (5-2 el global), Zenit (4-3) y finalmente a la Fiorentina, con baile incluido (2-0 en la ida, 3-0 en la vuelta).



El goleador del equipo fue Bacca, con 7 unidades, una menos que los máximos artilleros Alan (Red Bull Salzburg) y Romelu Lukaku (Everton).

Una sana costumbre

Esta conquista es la cuarta del Sevilla en la competición, lo que lo convierte en el más ganador de la misma. Es, además, la segunda vez que los españoles logran títulos consecutivos.



La primera de las conquistas llegó en la temporada 2005-06, con barrida al Middlesbrough en la final de Eindhoven por marcador de 4-0. Al año siguiente tendrían que trabajar más para superar al Espanyol en el Hampden Park de Glasgow. Fue 2-2 en el tiempo regular y victoria 3-1 en la definición por tiros desde el punto penal. En la 2013-14 debieron recurrir nuevamente a los 12 pasos, luego de empatar sin goles contra el Benfica en Torino.

Unai, ¿se queda o se va?

El hacedor de este equipo campeón, Unai Emery, podría estar transitando sus ultimas horas como mandamás del los nervionenses. Su gran trabajo en este ciclo, más los buenos resultados obtenidos en su etapa en el Valencia, lo vuelven un técnico más que apetecible para los grandes europeos. El Milan, que buscaría un reemplazo para Filippo Inzaghi, e incluso el Real Madrid, que despidió a Carlo Ancelotti y parece tener todo cerrado con Rafa Benítez, suenan como posibles destinos para el vasco de 43 años.

Lo que viene

Este título habilita al cuadro andaluz a disputar la UEFA Super Cup, contra el ganador del Barcelona-Juventus de la final de la Champions League. Además, los rojiblancos ya tienen asegurado en la antes mencionada competición para la temporada 2015-16, con la particularidad de que ingresarán directamente en la fase de grupos, dado que tanto los catalanes como los italianos son los vigentes campeones de sus respectivas ligas.

#Argentina