La espera terminó. Argentina se consagró campeón del mundo de hockey sobre patines después de 16 años, tras derrotar con goleada en la final a España por 6 a 1. Con este logro ya son 5 los títulos del conjunto nacional en la disciplina. El festejo no pudo ser mejor, ya que los jugadores además de subirse en lo más alto del podio, dieron la vuelta olímpica y disfrutaron el momento con un buen grupo de hinchas escuchando de fondo los acordes del himno nacional.

El triunfo ante los ibéricos tiene un sabor especial porque se le cortó una racha de 12 años sin perder a los europeos, que fueron un total de 71 encuentros sin derrotas en todo ese tiempo.

Anuncios
Anuncios

Además, los españoles venían de ganarles a los argentinos las últimas tres finales de este certamen. Siendo 5 los títulos consecutivos del equipo rojo. Por eso la importancia de la victoria de los argentinos que se lo tomaron como un desquite después del karma que significaba perder siempre ante el mismo rival.

Argentina ganó su primer mundial en 1978 que se realizó en San Juan. Luego se coronó en Italia en 1984, en Brasil en 1995 y el cuarto campeonato fue justamente en España en 1999, en lo que había sido la última victoria ante la roja sin contar esta reciente final. El dato imprescindible es que el hockey sobre patines es el deporte que más títulos mundiales le dio a nuestro país con esta copa levantada en suelo francés.

El resultado del duelo decisivo fue una goleada, quizás inesperada para la mayoría.

Anuncios

El elenco que dirige Darío Giuliani apabulló a su oponente tras estar en desventaja. Lucas Ordóñez convirtió tres tantos, entre ellos el empate parcial, el veterano David Páez hizo dos goles y el restante estuvo a cargo de Carlos Nicolia. El combinado nacional jugó un torneo bárbaro y con la ausencia de sus dos principales figuras como Matías Pascual y Pablo Álvarez, que no formaron parte del plantel por lesión.

Durante la competencia, el conjunto albiceleste goleó en casi todos sus compromisos. Venció a Suiza por 7 a 1, derrotó a Inglaterra por 8 a 1, le ganó a Mozambique por 5 a 4, la única vez que no goleo, batió a Francia por 5 a 0 y superó a Portugal por 5 a 2. La medalla de bronce quedó en poder del país luso que le ganó a Alemania por 7 a 3.

"Estoy muy emocionado, ojala esto le sirva al hockey sobre patines para seguir creciendo en el nivel nacional. Es un deporte hermoso y que nos da muchas alegrías a todos", explicó el entrenador Giuliani. Euforia argentina en un deporte colectivo. Que ya sabe más que las otras disciplinas lo que es ser campeón del mundo. #Deportes Buenos Aires