Si de alguien se dudaba llegado el mundial de 1986, era de la Selección Argentina de Bilardo, que viajó a México, inmersa en criticas y especulaciones para nada alentadoras. La "celeste y blanca" emprendía un camino soñado que de menor a mayor fue enloqueciendo a un sin fin de generaciones.

En aquellos momentos ni la prensa ni los aficionados apoyaban al equipo de Diego Armando Maradona, pero luego de su clasificación a 8vos de final, tras superar el Grupo A (3-1 vs. Corea del Sur; 1-1 vs. Italia y 2-0 vs. Bulgaria), la gente empezó a confiar. El equipo de Bilardo contaba con el mejor del mundo, un Maradona como nunca antes visto y un equipo de soldados que disputó cada partido y cada pelota hasta el final.

Anuncios
Anuncios

En los 8vos llegó Uruguay y fue victoria por 1 a 0, ajustada y sin sobrarle demasiado al plantel "albiceleste", que iba a explotar recién en los 4tos de la Copa del Mundo vs. Inglaterra, nada más y nada menos a 4 años de la guerra de Malvinas. Fue victoria 2 a 1, primero la "mano de Dios" y luego el mejor gol de la historia del #Fútbol y de los mundiales; Maradona se recibía de "barrilete cósmico", lograba lo que nadie en la historia con ese poema de "golazo" y enamoraba al mundo entero.

Como si fuera poco, en las semifinales contra Bélgica, el "10" volvió a frotar la lámpara comiéndose literalmente la cancha y anotando dos hermosos goles que le dieron la clasificación a la Selección #Argentina, a la soñada final. El país y toda Sudamérica se rendían a los pies de este "extraterrestre" del fútbol que grabó su apellido en cada rincón del planeta.

Anuncios

Llegada la final vs. Alemania Federal, la Selección Argentina paralizaba al mundo del fútbol con su "as" de espadas, intratable, y con la victoria 3 a 2 alcanzó la gloria futbolística por segunda vez en su historia. En un cotejo muy peleado, los alemanes igualaron la final estando 2 goles abajo, y sobre el cierre con un pase quirúrgico de Maradona, "el rey de la copa del mundo", definió Burruchaga en una corrida interminable que hizo delirar a millones de argentinos.

Pareció ayer, pero hoy 29 de junio, se cumplieron 29 años de esta epopeya futbolística que quedará en las retinas de todos los amantes de este deporte y en la memoria de todos los argentinos. No interesan edades ni generaciones, no importa en qué dispositivos se reproduzcan las imágenes, y nada que respecte al fútbol argentino se comparó con el mundial obtenido en México ´86.

Hace 29 años, ó 348 meses, ó 10585 días, Diego Armando Maradona llevó a la cima a la Selección Argentina de Bilardo y consiguió la gloria misma para todos los argentinos consumando el segundo título mundial ¡Felicidades y salud a todos los campeones mundiales!