La decimosegunda etapa del Tour de France tenía prevista para la jornada de hoy grandes emociones con final en el Mont Ventoux y valla que las hubo en un recorrido que quedó reducido a 178 kilómetros tras la decisión de los organizadores de bajar la línea de meta producto de los fuertes vientos.

Con salida en Montpellier y en un trazado prácticamente llano, con dos subidas de tercera y cuarta categoría como anticipo del coloso de categoría especial, el cual fue acortado en 6 km con final en Chalet Reynard, el belga Thomas De Gendt (Lotto-Soudal) cantó victoria en la etapa con un crono de 04h 31' 51'' y una ventaja de dos segundos respecto a su compatriota Serge Pauwels (Dimension Data) y 14 segundos por sobre el español Daniel Navarro (Cofidis) luego de imponerse en una escapada que se formó en la salida de Montpellier

Sin embargo, las miradas de la decimosegunda jornada de acción de la 103ª edición de la Grande Boucle estuvieron puestas en el británico Chris Froome, quien en un hecho inédito sufrió una caída luego de una colisión entre el australiano Richie Porte y una moto oficial que quedó atascada entre los espectadores a solo dos kilómetros de la meta en momentos en los cuales el corredor del equipo Sky aumentaba la diferencia sobre Nairo Quintana, rival directo en la general.

Anuncios
Anuncios

La caída que sufrió el ciclista de 31 años junto a Porte y Mollema no solo lo puso en aprietos mientras trotaba por las pendientes del Gigante de la Provenza con el objetivo de que sus inmediatos perseguidores no lo alcancen hasta tanto su equipo le proporcionase una nueva bicicleta, sino también dicho percance lo privaba de mantener el maillot amarillo como líder de la general, privilegio que momentáneamente quedó en poder del británico Adam Yates.

Sin embargo, los comisarios de carrera decidieron dar el mismo tiempo de Mollema tanto a Porte como Froome, quien de esta manera mantiene el liderazgo de la clasificación general con un registro de 57h 11' 33'' y una ventaja de 47 segundos sobre Yates y 54 sobre Nairo Quintana, la máxima esperanza del ciclismo sudamericano en la prueba por etapas más importante del mundo.

Anuncios

La jornada caótica en el último kilómetro inició con una fuga numerosa conformada por 13 corredores, entre los cuales aparecía De Gendt, quienes llegaron a tomar una ventaja de 20 minutos respecto al grupo de perseguidores. Finalmente, a 10 kilómetros del final cuando las fuertes ráfagas de viento provocaron varios cortes en el pelotón, los ataques en la fuga posicionaron en la delantera al belga Gendt, su compatriota Pauwels y el español Navarro, quien en los últimos 200 metros quedó retrasado al ser superado por sus dos rivales en el sprint que tuvo como ganador a Thomas, quien gracias al triunfo de etapa se colocó como líder de la montaña.

En cuanto a los ciclistas argentinos, Eduardo Sepúlveda bajó al puesto 30 en la general, a  38' 32'' del líder, mientras que Maxi Richeze cayó a la ubicación 150, a + 02h 10' 53'' de Froome. Este viernes se llevará a cabo la etapa 13, la cual constará de una contrarreloj individual de 37,5 kilómetros entre Saint-Andéol y Pont d´ Arc.

#Francia #Tour de France