A través de un comunicado recientemente emitido y difundido cuya autoría le corresponde a la Comisión Nacional de Defensa de la República Popular Democrática de Corea, se dio a conocer que la mencionada nación asiática está en condiciones de instalar bombas nucleares en sus misiles, cosa que antes resultaba imposible por una cuestión de tamaño.

Al menos desde el año 2006, Corea del Norte trabaja en lograr esto aunque hasta ahora nunca había podido hacer algo semejante. Pero actualmente la situación es diferente y se cree que los dichos del comunicado podrían ser ciertos porque Corea del Sur, en base a sus investigaciones secretas, está convencido de que su vecino del norte alcanzó un alto grado de especialización en la carrera armamentística nuclear y no sería raro que hayan logrado tal hazaña tecnológica.

Anuncios
Anuncios

En todo el mundo, los especialistas en política de la región, han levantado la voz de alarma porque sospechan que, de confirmarse que lo que dice el comunicado es información verídica, habrían notorias modificaciones en la situación de seguridad del noreste asiático y una importante escalada armamentística y de militarización. Ya países como los Estados Unidos de América, Corea del Sur, Japón, Rusia y China solicitaron al regimen norcoreano a que abandone su plan de investigación y desarrollo en armas nucleares pero desde Pyongyang aseguran que es la única forma que tienen para defenderse en caso de que los Estados Unidos, junto con sus aliados de todo el mundo, realicen un ataque contra su territorio.

La nación asiática se encuentra gobernada por Kim Jong-un, quien, desde 2011 ostenta el portentoso título de "líder supremo de Corea del Norte" y dirige con mano dura la vida de los más de 24 millones de norcoreanos.

Anuncios

En días pasados las tapas de los diarios de todo el mundo lo tuvieron en primera plana cuando ordenó la ejecución de su ministro de Defensa por dormirse en un desfile militar. En lo que va del año otros 15 funcionarios de alto rango fueron ejecutados tras las órdenes del "líder supremo". #Gobierno #Derechos Humanos