Quizás el nuevo eslogan turístico de la ciudad debe ser: Visita Londres y el mar de los Mamíferos. En los últimos 10 años, 1.317 personas en las costas y los puentes de Londres han informado de ver mamíferos marinos - focas, marsopas y hasta ballenas - en el río Támesis.

Según la Sociedad Zoológica de Londres, la cual se encarga de recopilar informes de avistamientos de mamíferos marinos en la ciudad, el mejor mes para visualizar estos amigos marinos es en agosto. Aunque Las cifras indican avistamientos de más de 1.300 mamíferos marinos nadando en el Támesis de Londres, esta cifra no es oficialmente exacta puesto que el mismo animal podría haber sido visto por varias personas.

Anuncios
Anuncios

Los #Animales reportados incluyen dos variedades de focas, así como marsopas, delfines, ballenas y hasta un par de nutrias.

Londres está a unos 70 kilómetros (45 millas) hasta el Támesis desde el Mar del Norte. Por lo que es seguro decir que cualquier mamífero marino que se deja ver fuera de las Casas del Parlamento ha perdido en serio su camino, lo cual se divulga por haber ocurrido muchas veces. No es que esto es algo nuevo. El primer registro de un mamífero marino en el río Támesis fue en 1240. Lo cual, en realidad, es más de 600 años antes de la construcción de la carcasa de la torre de la campana llamada Big Ben.

En cualquier caso, en 1240 fue vista una ballena, y luego perseguida río arriba a un lugar llamado, apropiadamente, Mortlake donde lastimosamente fue masacrada. En 2006, una ballena femenina botella-nariz perdió su dirección y se presentó en Londres, al parecer en busca del Mar del Norte.

Anuncios

Ella fue vista en enero por un hombre llamado David Dopin, que estaba en un tren. El cual llamó a la policía desde el tren y dijo lo que la mayoría de nosotros probablemente diríamos en esas circunstancias - que él pensó que acababa de ver una ballena en el Támesis, pero que probablemente, con toda honestidad podría ser una alucinación.

Afortunadamente para la salud mental de Dopin, lo que vió no era una alucinación en absoluto. Realmente era una ballena en Londres.

Es preocupante que estos animales pierdan su rumbo de esta manera, es posible que los cambios climáticos y la contaminación ambiental puedan estar afectando a  estos mamíferos tan preciados. Hay que estar conscientes de que nuestras acciones afectan nuestro planeta y a quienes no rodean. Tanto los mamíferos como muchos animales sufren las consecuencias de  nuestra contaminación. #Aventura