Después del escándalo desatado debido a la difusión de los documentos de empresas offshore, por parte del Consorcio Internacional de Periodistas (ICIJ), los Panamá Papers, el estudio de abogados Mossack Fonseca abandona clientes y cierra oficinas. En el estado de Nevada, dejaron a  más de 1000 clientes, aparte de tener que pagar una multa de 10 mil dólares por no tener los registros que pide este estado.

Las investigaciones del ICIJ, nos muestran que que son 1024 empresas a las que renunció  Mossack Fonseca, algo que no es lo acostumbrado según afirmó un funcionario del estado de Nevada , y fuera de los EE.UU. este estudio ha decidido cerrar 3 oficinas, debido que se están enfrentado a diversas investigaciones a lo largo del mundo.

Anuncios
Anuncios

Las oficinas en cuestión son en Gibraltar, Jersey y la isla de Man. En Panamá este estudio ha pedido la cancelación de la licencia con la que cuenta para asesorar financieramente. Además Mossack Fonseca se enfrenta a investigaciones en las Islas Vírgenes Británicas.

Gracias a las investigaciones y a los datos filtrados por el iCIJ, el diario alemán Süddeutsche Zeitung y la red de medios a lo largo del mundo que pertenecen a este consorcio, las actividades de los clientes que formaban la cartera de Mossack Fonseca y este estudio inclusive, han quedado bajo la lupa de la justicia, que en muchos lugares e incluso en nuestro país Argentina ya se empezaron causas judiciales. El presidente Macri ha quedado imputado por omisión maliciosa, debido a que nunca declaró a la empresa Fleg Trading, como corresponde a todo funcionario público, según la legislación vigente.

Anuncios

Si bien Macri aclaró que solo fue un director de la misma y que Fleg Trading no tuvo operaciones debido a que se creó para hacer funcionar Pago Fácil en Brasil y como eso no sucedió, fue cerrada, las investigaciones que han surgido hasta ahora muestran que, Fleg Trading si funcionó, si se pusieron en marcha estos Pago Fácil en Brasil y si manejó mucho dinero. De todos modos, en Argentina, el presidente Macri cuenta con un blindaje mediático que le permite mantener a la sociedad argentina prácticamente ajena a estos asuntos, manteniendo de esa forma la investigación llevada por el juez Casanello, oculta de la mayoría.

Y salvo, un par de canales de televisión por cable y dos diarios,  los medios han decido no hacerse eco de las empresas offshore en las cuales el presidente argentino está implicado, de esa forma el tema Panamá Papers brilla por su ausencia. Debido a los polémicos documentos, también Mossack Fonseca está enfrentando investigaciones en su propio país, Panamá, que se ha comprometido con todos los países, en dar toda la colaboración que requieran. #Globalización #Impuestos #EEUU