Una alerta de terremoto errónea, emitida hoy por la Agencia Meteorológica de #Japón, provocó temor y confusión en la ciudadanía; tras un comunicado en el que advertía sobre un sismo de 9,1 grados en la escala de Richter, el más alto dentro de la escala sísmica del país.

El epicentro del eventual megaterremoto, según el sistema de detección temprana de #Sismos de Japón, ocurriría en la Bahía de Tokio, una de las zonas más industrializadas y pobladas de la nación y con mayor cantidad de habitantes a nivel mundial.

La advertencia llegó a los teléfonos móviles de todos los habitantes y generó pánico, ante el estado de alerta inminente, colapsaron las líneas telefónicas de emergencia y móviles.

Anuncios
Anuncios

El mensaje oficial de la agencia se produjo en horas de la tarde, alrededor de las 17.00; el temor generalizado, obligó a interrumpir el tránsito y los trenes suspendieron sus trayectos, con el objetivo de que los ciudadanos pudieran encontrar refugio.

La temible catástrofe natural, superior a los 8 grados Richter, según Frontenet.com, podría haber superado a la sucedida en el año 2011, cuando un #terremoto de esa magnitud se cobró la vida de más de 14 mil personas. Tras la emisión de alerta errónea, las autoridades japonesas anularon el estado de emergencia y ordenaron una investigación, para develar la razón por la que se produjo el indicador de alarma fallido.

En este sentido, Toshio Kusano, portavoz de la Oficina de Prevención de Tsunamis y Sismos, explicó que se trató de una equivocación grave, una de las peores desde el 2007, cuando comenzaron a funcionar los sistemas de “alarma temprana”.

Anuncios

El Organismo, expresó su profunda disculpa por haber causado una situación de caos en todo el país y, especificó que el error se debió a la existencia de “un ruido eléctrico” en el mar.

Cabe destacar, que no es la primera vez que se produce un error de estas características en Japón, una situación similar se registró meses atrás, tras el impacto de un rayo en los sensores detectores de sismos. El accidente, produjo una falsa alarma que advertía sobre un sismo de 7,8 grados en la escala de Richter y la noticia fue transmitida por la televisión nipona, pese a que después se trató de un incidente menor.

Vale decir, que el sistema de alarma temprana de sismos de Japón, produce una advertencia inmediata cuando se detecta un terremoto en el país. Los registros de alarma son dirigidos a la Agencia Meteorológica estatal y luego, la misma analiza las lecturas y comunica la situación de alerta a las estaciones de radiodifusión, a las empresas de telefonía móvil y a la población en general. Este sistema permite avisar con varios minutos de antelación, antes de que un sismo llegue al lugar de ubicación.