La primera vez que la Asamblea General de la ONU votó por el fin del bloque impuesto por Estados Unidos contra Cuba, fue en el año 1982. En aquella ocasión, el resultado fue de 59 votos a favor, tres en contra y 71 abstenciones. No obstante, en aquellos años Cuba todavía podía comerciar con la Unión Soviética, por lo que el bloqueo no suponía un aplastamiento tan grande para la isla.

Ayer, unos 32 años después de aquella Asamblea General de la ONU de 1982, se volvió a votar para acabar con el bloqueo contra Cuba. Los resultados hablaban por sí solos: 188 votos a favor, dos en contra (Estados Unidos e Israel) y tres abstenciones (Islas Marshall, Micronesia y Palau.

Anuncios
Anuncios

A pesar de esta victoria aplastante, Estados Unidos mantendrá el bloqueo.

Se trata de un bloqueo económico, financiero y comercial contra la isla, que por el momento ha supuesto unas pérdidas acumuladas de más de un billón de dólares, "enormes para una economía pequeña", tal y como afirmó Bruno Rodrígue Parrilla, Ministro de Asuntos Exteriores cubano, ayer en su discurso ante la Asamblea General de las Naciones Unidas.

El Bloqueo contra Cuba fue impuesto por John F. Kennedy en el año 1962, en plena Guerra Fría. El objetivo de esta política era presionar al pueblo cubano para que se alzara contra Fidel Castro y el régimen comunista que este estaba construyendo en la isla.

Esta política se ha mantenido inalterada a lo largo de los años, por más de medio siglo, sin que los sucesivos gobiernos estadounidenses, tanto demócratas como republicanos, la hayan tocado.

Anuncios

Sin embargo, es un hecho más que aceptado, tanto en Estados Unidos como fuera, que el bloqueo ha sido un fracaso. Así, el canciller cubano recordó que "Cuba nunca renunciará a su soberanía ni al camino libremente escogido por su pueblo para construir un socialismo más justo y eficiente, próspero y sostenible".

Precisamente, el resultado de esta votación llega en un momento en el que el bloqueo contra Cuba está siendo debatido dentro de las fronteras estadounidenses. Desde este punto de vista, cada vez son más las voces contrarias a esta política. Medios de comunicación, políticos destacados y opinión pública cada vez ven con peores ojos el bloqueo contra la isla caribeña. Así lo afirmó Rodríguez Parrilla ante la Asamblea General de la ONU: "son conocidos los sondeos de opinión que muestran el apoyo creciente y mayoritario de absolutamente todos los sectores de la sociedad norteamericana al levantamiento del bloqueo y a la normalización de las relaciones bilaterales".