El film fue rodado unos años atrás, pero su estreno ha sido este fin de semana, en medio del escándalo sin precedentes por el que atraviesa la FIFA (Federación Internacional de Fútbol Asociación). En efecto, las críticas no se han hecho esperar y han sido muy poco favorables, tanto por parte de los analistas cinematográficos como por los medios de prensa.

La película versa sobre los comienzos de la institución en el año 1904 hasta finales de los años 90. En ella se pueden ver los encuentros y negociados entre las principales autoridades del fútbol en aquel momento y las que perduran hasta el día de hoy, como es el caso de Joseph Blatter, quien recientemente renunció a la presidencia de la entidad.

Anuncios
Anuncios

De acuerdo con diversas fuentes, el film ha tenido muy poca repercusión, ya que ha sido proyectado de manera acotada en las salas de #Cine estadounidenses y el argumento recibió valoraciones negativas. Sobre todo porque ha sido presentado ante una audiencia que quizá no está acostumbrada a los entretelones del fútbol y, además, según algunos espectadores, la trama se torna un tanto monótona, en particular, cuando se reproducen extensas conversaciones entre los dirigentes. Asimismo, otra de las críticas más generales es que contiene muy pocas imágenes de acción o escenas espectaculares, como las que habitualmente se emiten en las películas norteamericanas.

De esta manera, el rodaje no ha tenido la trascendencia esperada y diversos medios de comunicación, entre ellos el periódico 'The New York Times', lo han calificado como 'insufrible', destacando que lo único que han pretendido con el film es limpiar, de algún modo, el buen nombre de la corporación y que ni siquiera ha resultado graciosa.

Anuncios

En la misma línea se manifestó el matutino 'New York Post', al decir que se trata de un largometraje fastidioso, que da la sensación de que fue hecho por un admirador de la entidad futbolística e irrisoriamente 'inoportuno', ya que fue en plena explosión del escándalo internacional por los actos de corrupción en los que se ven envueltos los líderes de la FIFA.

En relación con las cifras, para la producción de 'United Passions' se utilizaron alrededor de 400 millones de pesos, de los cuales la Federación invirtió '333 millones de pesos', según información que el mismo organismo otorgó a la prensa. De la misma manera, indicaron que la producción de la película se financió con los fondos recaudados durante el 'Mundial 2014'.

En consecuencia, el film de Frédéric Auburtin, protagonizado por los actores Gerard Depardieu, Tim Roth y Sam Neill, no logró el éxito esperado. Sin embargo, el fracaso de taquilla quizá constituya un inconveniente de escasa importancia en la actualidad para los máximos dirigentes de FIFA, considerando las denuncias sobre hechos ilícitos como lavado de dinero, estafas y coimas, en las que estarían involucrados y, a raíz de los cuales, están siendo investigados por diversas autoridades internacionales. #Argentina