Gene Simmons, bajista y vocalista de Kiss, dio a conocer su visión sobre la industria musical actual en una entrevista concedida antes de la presentación de su grupo en la edición 2015 del Download Festival en el Reino Unido. Habló sobre las nuevas generaciones de artistas y fanáticos y sobre las responsabilidades de las empresas discográficas.



Respecto a las compañías discográficas, el músico aseguró que estas empresas dieron dinero a las bandas, que en muchos casos nunca fue devuelto. Según Simmons, si los grupos sacaban discos que no eran exitosos, no estaban obligados a devolver la inversión a la discográfica.

Anuncios
Anuncios

En cambio, ejemplificó, si uno pide un millón de dólares en un banco, no va a importar si el uso que uno hizo de ese dinero fue exitoso o no, el préstamo debe ser devuelto.



Simmons calificó a las compañías discográficas como “un regalo del cielo”. Dijo que, al igual que cualquier persona, los dueños de esas empresas están interesados en ganar dinero, pero, agregó, esas compañías le dieron millones de dólares a los artistas. Explicó que, si no fuese por las discográficas, no habrían existido artistas como los Sex Pistols. El punk habría existido, tocado por bandas en lugares pequeños, pero nunca habría llegado a un nivel masivo.



En relación a la actualidad de la industria musical, dijo que la actitud de los fanáticos es decepcionante, porque ellos eligen no apoyar a las bandas nuevas.

Anuncios

Si bien el talento sigue surgiendo, según Simmons, lo que está muerto es la infraestructura. Anteriormente, el bajista de Kiss había afirmado que las descargas ilegales tenían una gran responsabilidad en la decadencia de la industria musical.



Respecto al efecto que provocan los reality shows (especialmente los concursos musicales) y las descargas digitales en los nuevos artistas, Simmons dijo que todo esto es bueno porque, según su forma de ver, las compañías discográficas están en un caos. Como se permitió que los jóvenes descarguen la #Música de manera ilegal, las discográficas están muriendo y las bandas nuevas no tienen otra opción que ir a 'American Idol' o 'The X Factor' si buscan tener una oportunidad.



Simmons concluyó explicando que el viejo modelo de empresas discográficas que invierte dinero para promocionar a los artistas está muerto. Afirmó que esto no afecta a las grandes bandas, ya que Kiss hace cientos de conciertos. Según el bajista, la caída del modelo de compañías musicales afecta, principalmente, a las nuevas bandas. Agregó que hoy en día, para los nuevos artistas, es muy difícil comenzar una carrera exitosa. #Globalización #Negocios