¿Casualidad o causalidad? Es la pregunta que muchos se hacen al reflexionar sobre la viralización de fragmentos que reconstruyen las intensas horas que vivió #Gustavo Cerati antes de sufrir el ACV justo antes de su fecha de cumpleaños.

“Cerati: La Biografía” es el nombre con el que se titula el libro que ya está a la venta, escrito por Juan Morris, secretario de la redacción de Rolling Stone #Argentina, y es la piedra fundacional del revuelo ocasionado.

El factor sorpresa de lo que, en principio, era una biografía más de uno de los músicos argentinos más reconocidos en el mundo, es el crudo relato del último tiempo consciente que vivió Cerati en Venezuela, tras su última gira.

Anuncios
Anuncios

El domingo en que Argentina eligió presidente, la biografía no autorizada llegó a las librerías y una nota que publicó el diario Clarín revolucionó la opinión pública.

Morris dejó entrever una supuesta negligencia médica en Venezuela, donde fue atendido el ex Soda Stereo, luego de su último show el 15 de mayo de 2010 en el marco de su gira por Latinoamérica en la que presentó su último álbum “Fuerza Natural”. 

En el marco de un nuevo natalicio, una supuesta denuncia y el relato de las últimas horas conscientes generan un shock para muchos.

“Cerati: La Biografía”, el relato de la polémica

 Clarín, diario argentino, publicó un adelanto de la biografía no autorizada de Gustavo Cerati, y expuso una presunta falta de responsabilidad médica en Venezuela luego de la descompensación del músico.

 El relato cuenta que, después del último show en el Campus de la Universidad Simón Bolivar de Caracas, la banda estaba sacándose una foto cuando el sonidista Adrián Taverna, amigo de muchos años, advirtió que Cerati “estaba pálido”.

 Aseguran que al darse cuenta de la situación fueron llamados los paramédicos del lugar, “dos chicos que no tendrían más de veinte años”, quienes al ver al músico descompensado “no supieron qué hacer”.

 Al día siguiente del accidente, GustavoCerati abrió los ojos en la clínica.

Anuncios

Estaba “consciente pero confundido”. Allí, sintió por primera vez “un cuerpo que no le respondía del todo”.

“No podía hablar y su costado derecho estaba entumecido, como si sus funciones cerebrales estuvieran replegándose de una parte de su cuerpo”, afirma el texto.

En otro de los momentos, señalan que su sonidista y amigo lo acompañó al baño del centro de salud. “Cuando entró, se vio en el espejo, se quedó quieto y empezó a tocarse la cara, extrañado. Lo miró a Taverna a través del espejo y después volvió a mirarse.La comisura derecha de la boca se le había dormido y le daba un rictus de rigidez al lado derecho de su rostro. Su cara ya no era del todo su cara”, se agrega.

 La respuesta de Benito Cerati

El hijo de Gustavo Cerati y líder de la banda Zero Kill, no tardó en expresar su rechazo al libro publicado por el periodista Juan Morris.

“La biografía de GC que anda dando vueltas carece de veracidad, tiene muchas imprecisiones y no está autorizada por la familia. Además está escrita por alguien que nunca lo conoció ni tiene vínculo con ninguno de los miembros de la familia”, expresó en la red social Facebook el domingo pasado. 

“No por  ´investigar´ algo y hacer algunas entrevistas se sabe la verdad”, replicó Cerati en las últimas horas a través de la misma cuenta aunque aclaró que “los datos imprecisos y parciales” a los que se refería “no tienen que ver” con el ACV ya que “no es una novedad” ese episodio.

Anuncios

#Música