Como ya hemos analizamos en el primer episodio de Dragon Ball Super, la serie empezó con un rating de 7,9%, siendo superada por tres series más ese día. Sin embargo esos números no estaban tan mal ya que Dragon Ball Kai tenía un promedio de 6% incluso durante momentos culmines de la saga de Majin Buu. De todas maneras el segundo capítulo bajo considerablemente con respecto al capítulo inicial y solo llego al 5,6% quedando séptimo durante el día. Este dato fue primicia en la región gracias a la pagina de Face Book "Dragon Ball Super Latinoamérica Oficial" donde siempre se da información correcta sobre la serie y noticias destacadas. A continuación te explicamos la importancia de estos resultados.

Anuncios
Anuncios

Primero que nada el rating del segundo episodio no es tan malo, ya que si lo comparamos con Dragon Ball Kai estaríamos hablando de números similares. Pero, con estos datos notamos que el público joven, las generaciones jóvenes que no conocen Dragon Ball no están teniendo mucho eco con la nueva serie. Es evidente que los fan más viejos son los que están acompañando a la nueva serie, como lo hicieron con Dragon Ball Kai, pese a las críticas. Igualmente hay que tener en cuenta el día y el horario de emisión, que esta apuntado a un público muy infantil. Quizás Toei Animation tendría que replantearse a cual publico darle prioridad. Por el momento la serie no supera demasiado las expectativas, es decir se espera mucho más de Dragon Ball Super. Pero no todo está dicho aun, se sabe que los primeros episodios siempre son algo aburridos, tediosos y poco importantes para aquellos que quieren peleas y acción extrema todo el tiempo, batallas épicas y detalles del arco argumental principal.

Anuncios

Todos esos elementos aparecerán con el transcurso de los capítulos y será en ese momento donde verdaderamente deberá ser evaluada la serie para fijar una continuidad.

También es importante que Toei Animation cierre cuanto antes la emisión internacional del anime, ya que dicen estar en contra de la piratería pero no están haciendo demasiado para evitarla. La llegada de Dragon Ball Super a algunos países y continentes fuera de la isla nipona supondría una abultada recaudación que relativizaría bastante los ratings poco novedosos dentro de Japón. Al menos podrían realizar una emisión subtitulada como hacen muchas series de renombre para los fans de America Latina. #Televisión #Animación #Dragon Ball Z