"Scioli, va ser un presidente de transición": sin el menor filtro la expresión de Estela Carloto, desnudo a todo el "Kirchnerismo" y sus intenciones. Por eso el Peronismo ortodoxo se refugia en Daniel Scioli, y prepara el cerrajero para el 10 de Diciembre, con la idea de asegurarse que no vuelva.

La batalla que se viene, comenzó a gestarse hace tiempo y mucho se habla de una posible "Cacería de brujas"; con la principal idea de limpiar la burocracia. Mucho se escucha y se dice en estos días de incertidumbre, como es todo periodo antes de una elección nacional. Algunas fuentes desde Radio nacional; " mande petitorios a varios ministerios Estoy rezando, soy creyente, ojala me metan en planta permanente", este es un caso  de muchos que atraviesan la misma situación de inestablidad del sector publico.

Anuncios
Anuncios

En medio del niembrogate que dejo al desnudo la falta de reflejos políticos, al Macrismo, el cual ya quedo a una significativa distancia en la hace suponer que no llegara. En la ola de rumores, por secretas reuniones de Sergio Massa, con referentes del Sciolismo, hace suponer que para comenzar a "blindarse" contra los futuros embates del  Kirchnerismo, volverá a filas Peronistas, con miras a las Elecciones legislativas del 2017, donde el Sciolismo, va buscara despegarse definitivamente del Kirchnerismo y quedarse con la totalidad del aparato Justicialista. 

El objetivo: gran caja, y reparto de puestos públicos. Entre lo que se supone puede llegar a pasar en el próximo escenario, Sergio Massa, seria el elegido para frenarla definitivamente en la legislativa por la Provincia de Buenos Aires.

Anuncios

recordemos que la provincia de Buenos Aires, elige sus Senadores nacionales, entre lo que se dice que Cristina, se presentaría en busca de las dos bancas por el distrito mas poderoso del mapa político nacional, para tomar impulso con miras al 2019.

El encargado por el Sciolismo, va ser Sergio Massa, que de ganar seguro va buscar la Gobernación en el 2019, apoyando la Reelección de #Daniel Scioli.

Todo esto suena muy prematuro a esta altura, cuando falta menos de un mes para las elecciones presidenciales. Conociendo el famoso lema: "El Justicialismo acompaña hasta la puerta del cementerio, pero no entra", no se inmola por nadie pero le da todo el poder, al que este. 

El próximo presidente que asuma, va tener que caminar con mucho cuidado sobre el campo minado que Cristina, les deja- inflación y endeudamiento-. Va a tener que tener la suficiente capacidad para hacer equilibrio, y sobretodo tener un fuerte aparato político.

En caso de que sea el justicialismo el que gobierne: contara con el apoyo papal, ya que el Papa Francisco, siempre tuvo una excelente relación con Daniel Scioli. Francisco asumió como papa en los difíciles días de Marzo del 2013, cuando scioli estaba acorralado por el Kirchnerismo, que pedía su cabeza, medio de un conflicto gremial-docente, en el cual desde la rosada no le mandaban el dinero de la provincia.

Anuncios

Mauricio Macri, en caso de perder, pasara los primeros los dos años como un líder de la oposición, sin cargo formal, luego de un periodo de descanso. El tener la Capital Federal, y parte en la Provincia de Buenos Aires, le van a dar un significativo capital político a Mauricio Macri hasta  las legislativas del 2017. 

El principal objetivo que van a tener en común los tres presidenciables, sera  anular poder a Cristina, luego de las #Elecciones 2015 que va jugar muy fuerte con todo su equipo, que prepara artillería para volver en el 2019. #Cristina Fernández de Kirchner