El escándalo había comenzado luego de que el  BCRA (Banco Central de la República #Argentina) comunicara que en junio saldrían los nuevos billetes de $200 y $500 sin próceres; animales autóctonos los reemplazaron. Se calcula que el próximo año se pondría en circulación un billete de $1000, parte de la promesa del actual presidente de la República Argentina,  el ingeniero Mauricio Macri.

Al difundirse las imágenes el mal estar no se hizo esperar. En la provincia de Chubut, más precisamente en Puerto Madryn, no  se sintió por dejar a los próceres de lado tras utilizarlos  durante tanto tiempo, sino por ubicar mal al nuevo icono del billete de $200.

Anuncios
Anuncios

Un malestar que se reflejó en la cuenta oficial de Twitter del intendente de la ciudad chubutense,  Ricardo Sastre, quién publicó en su cuenta oficial su parecer, en un tono claramente sarcástico "Al que diseñó el billete de $ 200 hay que invitarlo a conocer ballenas y que se dé cuenta que la puso al revés".

Ahora la pregunta seria: la persona que diseñó este billete de $200 (De quien no se conoce el nombre hasta el momento) quiso plasmar una simple imagen o quiso graficar la magnitud del salto de la ballena Franca Austral, al cual todos estamos acostumbrados a ver en las postales de Puerto Madryn y que centenares de turistas del mundo logran avistar cuando visitan Chubut, el bello animal  que ahora pasa a ser un símbolo que nos va a representar junto al ya casi extinto Yaguareté,  en el billete de $500, a lo largo y a lo ancho de nuestro territorio nacional.

Anuncios

Lo que muchos dicen y comentan en las redes sociales, tras este supuesto nuevo escándalo para el #Gobierno Nacional, es que todo depende desde la óptica que se observe al nuevo diseño. Según como se vea la imagen, daría la impresión de que solo es un simple problema de percepción visual o  -lo que comúnmente se llamado- de  un engaño de nuestro cerebro.  Si el nuevo billete lo ponemos vertical se ve a la ballena Austral emergiendo de una manera surrealista del entramado del papel.