En la actualidad, las organizaciones tienen un papel clave en nuestras vidas. Una organización puede definirse como un grupo grande de personas que se asocian para alcanzar objetivos específicos.

Hasta cierto punto, todas las organizaciones modernas tienen un carácter burocrático. La burocracia conlleva la existencia de una clara jerarquía de autoridad, de unas reglas escritas que gobiernan la conducta de los funcionarios (que trabajan en jornada completa por un sueldo) y de una separación entre las tareas del funcionario dentro 183 la organización y su vida exterior

Las redes informales tienden a desarrollarse en todos los niveles, dentro de las organizaciones y entre ellas.

Anuncios
Anuncios

El estudio de estos lazos informales es tan importante como las características formales en las que se centró Weber.

El trabajo de Weber y Michels señala la existencia de una tensión entre burocracia y democracia. Por una parte, los procesos de centralización de la toma de decisiones a largo plazo se asocian con el desarrollo de las sociedades modernas.

El entorno físico de las organizaciones influye mucho en sus características sociales. La arquitectura de las organizaciones modernas está estrechamente conectada a la vigilancia, concebida como un medio de asegurar la obediencia a quienes tienen la autoridad. La vigilancia es la supervisión de las actividades de las personas, así como al mantenimiento de archivos y registros sobre ellos.

Las corporaciones japonesas difieren de la mayoría de las compañías occidentales en sus características organizativas.

Anuncios

Las grandes corporaciones empresariales son preponderantes en las modernas economías capitalistas. Cuando una de ellas tiene el control de un sector se denomina monopolio. Lo más habitual es el oligopolio, en el que un reducido número de grandes corporaciones predomina en un sector.

Las grandes corporaciones empresariales han comenzado a remodelarse en los últimos años. A consecuencia de los "ajustes de personal", que cambian la estructura interna de la organización a base de librarse de algunos empleados, estas grandes empresas están perdiendo volumen y haciéndose menos burocráticas

Es casi seguro que las organizaciones burocráticas no desaparecerán, pero sí coexistirán con otros grupos y tipos de organización.

Todas las organizaciones modernas dependen de la especialización del conocimiento y de la transmisión de información. La profesionalización, junto con el empleo creciente de las tecnologías de la información, podría traer consigo un aumento general de la flexibilidad en las organizaciones. El efecto de estos cambios, por lo menos hasta ahora, ha tendido a exagerarse. #Negocios #Europa