La ceremonia de los Grammy latino se celebró en el Hotel Casino MGM de Las Vegas. La retransmisión de la Gala el jueves pasado, al coincidir con el discurso sobre el nuevo plan de inmigración de Bareck Obama, tuvo que ser atrasada debido a la importancia del mencionado discurso para la comunidad latina.

La banda de rap de Puerto Rico, Calle 13 fue galardonada con el mejor álbum de #Música urbana con "Multiviral" y la mejor canción alternativa, "El aguante". El vocalista de La banda lucía una camiseta mostrando su solidaridad con la tragedia en México, de los estudiantes desaparecidos. En la camisa se podía leer la frase, "Ayotzinapa faltan 43".

En esta decimoquinta edición, Enrique Iglesias, junto con Descember Bueno y Gente de Zona, obtuvieron el premio a la canción del año por "Bailando".

Anuncios
Anuncios

La misma canción también quedó premiada con la mejor interpretación y canción urbana.

El premio a la grabación del año se lo llevó el cantante uruguayo, Jorge Dexter por la canción "Universos paralelos", también ganó por el mejor álbum cantautor por "Bailar en la cueva". Dexter le dedicó este disco a Colombia y a la memoria de su abuelo, quien le enseñó a amar la música colombiana. El cantante colombiano, Carlos Vives dedicó su premio Grammy al mejor álbum de música tropical al Presidente Obama, ya que nunca había oído a otro presidente hablar del valor humano de nuestro pueblo latino.

El premio a la mejor canción de pop-rock lo obtuvo el colombiano Juanes, con "Loco de amor" y manifestó: "estoy muy contento con este reconocimiento, la alegría es inmensa, cada vez es más difícil estar aquí y la alegría de estar acá es muy grande".

Anuncios

El artista argentino Andrés Calamaro recogió su premio a la mejor canción de rock, "Cuando no estás" y en su discurso honró la memoria de los fallecidos, Paco de Lucía, Gustavo Cerati y Cheo Feliciano, entre otros.

En un homenaje póstumo, se le concedió al guitarrista Paco de Lucía, el premio al mejor álbum del año y al mejor disco de flamenco por su "Canción andaluza". La familia de Paco estaba muy contenta y emocionada, sobre todo por el premio al mejor disco de flamenco ya que, según manifestó la viuda de Paco, "este era un disco muy especial para él".