Nicki Minaj fue la presentadora de los premios MTV EMA (Europe Music Awards) 2014, y la cantante brilló toda la noche: comenzó con un espectáculo único, ya que bajó desde lo alto del escenario con cables en manera de arnés y dejó a todo el público boquiabierto con su impresionante entrada. Y su vestimenta, el público no dejó de aplaudirla, ni de sacarle fotos. La rapera lució un vestido entre tonos grises y plateados que era larguísimo y, para contradicción de su siempre exposición del cuerpo, le cubría toda la parte de atrás, y corto delante. La cantante de rap además de ser una de las mejores presentadoras que han pasado por los premios, también dio una actuación a la altura de la gala y también se llevó los premios como "Mejor Artista Hip-hop" por "Anaconda" y "Mejor Artista en Vivo".

Anuncios
Anuncios

Nicki Minaj tuvo la noche perfecta. Más considerando que su rival en estos premios era Iggy Azalea una de las preferidas por el público.

Fueron varios los artistas reconocidos que asistieron el evento como Ariana Grande, Alexa Dixon, RedFoo, Ed Sheeran, Charlie XCX, la actriz Jena Malone, la modelo Jourdan Dunn, y el actor David Hasselhoff, y el gran guitarrista de los Guns and Roses, Slash, quien deslumbró al público con una interpretación de "Crazy Train" en tributo a Ozzy Osbourne.

Aunque también fueron varios lo que no asistieron a la entrega pero sí fueron galardonados como es el caso del grupo musical One Direction con sus tres premios: "Mejor Artista Masculino", "Mejores Fans" y "Mejor Directo" ; Justin Bieber que se llevó el premio a "Mejor Artista Masculino" y la polifácetica Katy Perry que como fue premiada con "Mejor Look" y "Mejor videoclip", y no pudo asistir porque se encuentra en su gira mundial "Prismática", pero envío un mensaje de vídeo que se expuso cuando anunciaron su premio.

Anuncios

Uno de los grandes homenajeados de la noche fue Ozzy Osbourne, el músico británico quien recibió el premio al "Icono Global" debido a sus cuarenta años de trayectoria que ha tenido en la #Música.

La gala se dio cita en Glasgow, Escocia en uno de los cinco recintos considerados de los más maravillosos del mundo: SSE Hydro.