Angelina Jolie ha tenido que decirles no a sus hijos mayores, al menos por el momento. Los hijos de la actriz le han pedido que quieren tatuarse. La actriz que los ve aún chiquitos quedó muy sorprendida ante tal pedido.

Masson, de 13 años, hijo mayor de la pareja de actores Angelina y Brad Pitt, ya ha pedido a sus padres que quiere comenzar a tatuar su cuerpo. La actriz se ha visto sorprendida por su hijo y lo ha convencido de que por el momento no se hará ninguno, que ya tendrá tiempo más adelante.

Por su parte, Brad Pitt tuvo que lidiar con la hija mayor del matrimonio. Zahara tiene 9 años, y le pidió a su padre que ella quería lucir tatuajes como su madre.

Anuncios
Anuncios

Brad Pitt no se lo tomó nada bien. Según las declaraciones de Angelina, Pitt se enfadó muchísimo, y ha llegado a decir que su madre es una mala influencia para sus hijos.

Tanto Brad como Angelina han disernido en varias ocasiones sobre la educación de sus hijos. Ambos coinciden que si quieren sus hijos podrán seguir la profesión de sus padres siempre y cuando paralelamente realicen otra. Angelina ha comentando que le gustaría que sus hijos llegaran a convertirse en escritores, políticos o activistas. Todos son muy individualistas y la actriz cree que buscarán profesiones que les satisfaga a nivel personal, ya que cada uno tiene su propio carácter.

En cambio, con respecto a los tatuajes no están tan de acuerdo. Angelina ya ha convencido a sus hijos para más adelante. Pero Brad no quiere ni pensar que su hija se tatue, estaba muy enfadado al respecto.

Anuncios

El actor considera que sus hijas son como unas princesas, intocables, y que algo así no puede ser. Al menos así lo explicó Angelina Jolie en una entrevista al semanario inglés: Radio Times Magazine. #Cine #Padres hoy

La actriz ha explicado claramente que ella lleva 17 tatuajes con que decirles que no a sus hijos al respecto, sería una locura, iría en contra de sus principios. Lo que contradice a su marido Brad Pitt que ha pesar de llevar una docena de tatuajes en su cuerpo, y de estar enamorado de una mujer que lleva unos cuantos, no está de acuerdo que sus hijos hagan lo mismo.