El éxito de Dragon Ball Z marcó a las generaciones de los 90 y sigue generando fans. Muchos de los que hoy rondan los 30 aún lo siguen viendo sin vergüenza alguna. A continuación las cinco razones de porque es tan adictivo:

Las peleas: Este elemento es recurrente en el anime y ocupa la mayor parte de los episodios. Donde los Guerreros Z pelean con diferentes villanos. Los planos de lucha, los poderes lanzados y transformaciones, les dan un excelente atractivo a las peleas.

Los personajes: Toda historia depende de la construcción de los mismos para ser buena y Dragón Ball no es la excepción. Lo atractivo es que no están los personajes estereotipados de todos los dibujos.

Anuncios
Anuncios

Un claro ejemplo es Vegeta que pasa de ser de malo a bueno sin perder su esencia, además de sus diálogos que son tan memorables.

Hablando de personajes, los villanos componen un elemento importante en la historia, no hay que olvidarse del caprichoso de Freezer, o de la inteligencia de Cell; y ni hablar de la personalidad infantil de Majin Buu, que nutrieron las sagas con grandes dosis de humor. 

Los elementos: Dragon Ball se caracteriza por la diversidad de seres fantásticos compartiendo un mismo lugar, así es como en la Tierra coexisten dinosaurios, humanos, extraterrestres, animales parlantes, entre otros. Además de la cantidad de planetas que hay. La serie también incluye cyborgs, seres mágicos, viajes en el tiempo y no hay que olvidarse de las Esferas del Dragón que cumplen cualquier deseo: ya sea otorgar la vida eterna o revivir a un ser querido. 

La música: Lo esencial para recordar una serie.

Anuncios

Tanto el opening como el ending fueron tan bien construidos que es uno de los mayores atractivos de la serie. No hay que olvidarse de la banda de sonido acorde a las situaciones, como por ejemplo, la de las peleas. 

El doblaje: Tal vez es uno de los mejores puntos, ya que es tan acertado en el perfil de los personajes. Las voces de Mario Castañeda (Goku), Rene García (Vegeta) y Carlos Segundo (Piccolo) quedaron inmortalizadas en los fans, que cualquier película nueva sale los mismos piden a gritos que el doblaje coincida con el de la serie. 

Bonus track:

Continuidad: No es un elemento que le de el éxito total, pero ver un capitulo y que los eventos repercutan en el siguiente no se ve todos los días en una animación. Sumado a que los personajes crecen y suelen cambiar de look, como Gohan, que se ve desde que es un niño, pasando a pre adolescente y joven adulto.    #Televisión #Dragon Ball Z