Generalmente, los malhechores mas destacados de la historia de los #Comics, se han hecho conocidos por su crueldad, inteligencia y poder, a tal punto de ser positivo para los fanáticos, pero, existe un grupo selecto de estos, que han pasado esta barrera debido a la falta de respeto a algún tipo de grupos sociales, llegando a la discriminación. Esta vez te presentamos un informe de villanos políticamente incorrectos que, además de enfrentarse a los protagonistas del cómic, tuvieron que sobrevivir a duras críticas de la sociedad.

Como si los transexuales y hermafroditas no tuvieran de por si, bastantes problemas de discriminación, a un grupo de entusiastas comiqueros se les ocurrió crear a He-She, un villano que posee ambas sexualidades.

Anuncios
Anuncios

Por un lado, tiene la fuerza de un hombre, pero por otro la picardía de las mujeres. Una ladrona que primero seducía y luego atacaba.

Todavía no podemos imaginar a quien, dentro del Universo #Marvel se le ocurrió crear a "Armless Tiger Man", un villano que no poseía brazos. Este personaje fue sacado rápidamente de circulación, luego de su debut en 1941, debido a los reclamos de gente a la cual le faltaba alguna extremidad o tuviese alguna discapacidad de ese tipo.

El siguiente de la nomina es "Snowflame" o "Floronic Man". Este villano tomaba sus poderes mediante el consumo de cocaína, por lo que no tardaron mucho en criticarlo por distintos motivos, entre ellos, apología a las drogas y xenofobia por los narcos latinos.  

¿Dijimos xenofobia? Entonces hablemos de Egg Fu, el malvado huevo humanoide que reúne todos los clichés y prejuicios sobre la población asiática.

Anuncios

Este huevo amarillo con ojos achinados creado por #DC Comics ha sido uno de sus peores villanos de la historia.

Finalizando con esta nota, nos queda el numero uno de la lista. Hate-Monger, un clon de Hitler, el cual se inspira en el Ku Klux Klan, no es de lo mas llamativo para la gente de color. Ahora nuestra pregunta es ¿Que pasaba por la cabeza de los creadores de estas aberraciones? Simplemente, no lo sabemos, aunque sus psicólogos podrían ser una gran fuente para nosotros. ¿Se acuerdan de alguno de estos?