El primer beso en televisión que se dieron Esperanza y el Padre Tomás cerca del río, en el episodio del lunes pasado, marcó un camino sin retorno para ambos personajes. Pese a la resistencia del cura, y a la insistencia de la ex falsa novicia, los jóvenes cada día están más cerca y no logran ocultar su pasión.

El viernes ella lo fue a buscar y se volvieron a besar. En el episodio del lunes 3 de agosto, cuyo anticipo se pudo ver al finalizar el capítulo anterior, continúan los encuentros y desencuentros pero sus corazones pueden más que sus razones y hasta llegan a besarse en pleno convento, ante el riesgo de ser vistos por alguna de las hermanas o por Fortunato, el rígido Padre encargado del convento que busca sellar su alianza con la hermana Genoveva para imponer su estricta voluntad en Santa Rosa.

Anuncios
Anuncios

Pero adelantándonos al capítulo de hoy, y para brindarles información exclusiva a nuestros lectores, les podemos anticipar que el martes 4 presentará una situación especial para los personajes de Lali Espósito y Mariano Martínez.

Tomás, quien tras discutir con el obispo y el arzobispo por las dudas que siente en su vocación debido a los sentimientos que desarrolló por Esperanza/Julia, se encuentra en un período de dispensa. Es decir, que no puede cumplir  sus funciones eclesiásticas en el convento y le aconsejaron alejarse de allí y sobre todo de la joven que le generó confusiones emocionales.

Tras sufrir por ver a su enamorado tan triste por su situación y su alejamiento de las tareas que tanto lo enriquecen, Esperanza le sugiere encontrarse a solas para pasar un momento distendido y alejado de todo y de todos.

Anuncios

Allí vuelven a acercarse, a besarse y a disfrutar una cita romántica en la nueva casa de Esperanza. Pero todo se complicará cuando inesperadamente la joven se encuentra con un grupo de periodistas a la salida de su casa que descubrirá que el Padre Tomás pasó la noche allí.

Las confusiones y los problemas vuelven a interrumpir la historia de amor entre ellos, y pareciera que por cada paso que avanzan, retroceden algunos más.  Lo cierto es que el amor sigue irrefrenable, y aunque el Padre Tomás se reprima, sus sentimientos por Esperanza cada vez están más a flor de piel, aunque esto pueda traerle consecuencias graves a su carrera. Se vienen más besos, más amor, más conflictos y más problemas por superar en ‘Esperanza Mía’, que sigue liderando su franja horaria en la pantalla de Canal 13. #Argentina #Televisión #Series