Argentina desde tiempos inmemoriales fue un país que por su extenso territorio no prosperó de forma homogénea, pero esta crisis eterna tiene razones y responsables. En el mundo actual, los pocos países que existen y al mismo tiempo son inviables económicamente, son países que desbordan de corrupción mezclada con una raza política autoritaria, o son países que no tienen una constitucion politica democratica correctamente instituida y viven en anarquía.

Pero Argentina tiene una raza política afianzada hace bastantes años, y al mismo tiempo se salió hace varios años ya, de los oscuros años de dictadura militar. Sin embargo hasta el día de la fecha la economía e industria sigue sin estabilizarse para instalar un nivel de vida mínimo para todos los ciudadanos de nuestro país.

Anuncios
Anuncios

Nuestro principal problema podría ser interpretado superficialmente como el centralismo del país que deja el resto del territorio en baja. Sin embargo el principal problema es la fragmentación de la sociedad desde tiempos inmemorables, así como también una casta política corrupta e ineficiente.

Desde unitarios y federales, peronistas y antiperonistas, Kirchneristas y antikirchneristas, la sociedad Argentina siempre estuvo dividida entre quienes piensan que el progreso se fundamenta en el trabajo en conjunto de la sociedad para avanzar como país, y quienes piensan que para beneficio mutuo esta bien perjudicar e incluso robar al que está al lado, características propias de una sociedad poco educada, inmadura y poco nacionalista, que tiene dificultades para discernir entre funcionarios corruptos y los decentes.

Anuncios

Argentina cuenta con incontables problemas estructurales y regionales, culpa de los años de peronismo y Kirchnerismo donde la política se aprovechó del pueblo para llenar las arcas del estado y dejar el pueblo al amparo, y sigue sucediendo. Los incontables impuesto y la voraz intención de organismo como la AFIP de perseguir y perjudicar al trabajador con impuestos y embargos está castigando como nunca la clase industrial que no consigue inversiones en nuestro país, y la clase media quien es el principal sostén de las políticas de ajuste del actual gobierno de cambiemos, resulta la más perjudicada.

Para compensar los años dañados, el pueblo Argentino, el verdadero trabajador del pueblo no puede tolerar las competencia y corrupción de la política gobernante, es necesario como sociedad aprender a exigir y reclamar que la enorme masa de dinero recaudado por el estado sea devuelto en forma de servicios esenciales necesarios y que pertenecen por derecho a los trabajadores, no a piqueteros, ni a organizaciones que se benefician por el intento de gobierno de obtener gobernabilidad a cambio de dinero, la ignorancia solo se erradica con un pueblo educado.

Anuncios

Argentina no es un país viable, ni lo será en muchos años ya que las generaciones actuales y varias de las anteriores están completamente corroídas por el germen de la delincuencia, la droga abundante, y la corrupción política, pero si la sociedad madura, quizás algun día pueda ser un país decente. #Corrupción en Argentina