A 25 kilómetros de las costas venezolanas y donde comienza el mar Caribe, nace también una zona de climas tropicales, de fauna exótica y de aguas tibias, en donde la mayoría del tiempo la temperatura supera los 25 grados. Se trata de una región que alberga a varias islas paradisíacas: entre ellas Curazao, Trinidad y Tobago, Grenada y una que en los últimos años ha visto incrementado casi en un 100% la llegada de turistas: Aruba. Un país de 180 kilómetros cuadrados, similar al tamaño de la ciudad de Viña del Mar, en Chile o de Rosario, en Argentina.

Viajar hasta la "Isla de la felicidad", como la llaman, es trasladarse a un lugar en el que el descanso y la diversión serán los protagonistas de la experiencia.

Anuncios
Anuncios

Si bien encontrará antecedentes cronológicos o históricos que avalan los procesos que se han vivido en esta tierra, no es un destino para visitar museos o antiguas iglesias. Porque el #Turismo que se desarrolla aquí tiene más que ver con las fiestas, con las playas, catalogadas como unas de las mejores del mundo, y con conocer, a cada minuto, a nuevas personas.

Infaltable en la bitácora de los viajeros- casi dos millones al año- es el paseo en un catamarán que zarpa desde Palm Beach. Es un recorrido seguro que dura cinco horas y que lleva a los turistas a navegar por los alrededores de la isla, dando la posibilidad de bajar a las profundidades del mar Caribe para maravillarse con los peces de colores y con un barco hundido desde 1945.

También es importante salir a conocer la bohemia arubiana ya que la oferta es amplia.

Anuncios

Hay carnavales nocturnos que se realizan en la calle, como los que acontecen todos los jueves en el sector de San Nicolás. Pero también las fiestas en las playas y la entretención en los bares, que en el día y en la noche ofrecen un gran panorama. ¿El precio? Hay para todos los bolsillos; sitios con tragos desde los 4 dólares hasta otros, más costosos, en los que una tabla de quesos, por ejemplo, puede costar 40 dólares.

La hotelería también es variada. Claramente las alternativas más costosas, como el Riu Palace (aproximadamente 350 dólares por noche) son las que brindan mayor comodidad. Pero hay otras opciones más baratas que son igual de buenas, como el Divi Village, a un poco más de 200 dólares por cada día, que incluye desayuno buffet.

En lo que sí se queda atrás es en la comida. A Aruba le falta identidad culinaria. En parte se debe a que la isla es un desierto -los paisajes verdes han sido creados en pro del turismo- y la producción de alimentos es prácticamente nula, a excepción de algunas plantas.

Anuncios

Pero independiente de ese factor podría generarse de igual forma una mayor caracterización, propia de la zona. En Aruba predominan los restaurantes de comida rápida u otros de mantel largo pero con mucha fritanga en sus preparaciones. Incluso en los plátanos: se los comen fritos, como snack.

Vuele hasta Aruba, los precios son diversos, cotice ofertas en diferentes épocas del año. Lo pasará bien, descansará, disfrutará de un mar templado, de tranquilas playas con el mar de agua cristalina y con cálidas temperaturas; y si está soltero de seguro conocerá gente. Respecto a la comida, tome alguna medicina que le recubra el estómago, porque más de una fritura se le cruzará ante sus ojos y el olor no lo podrá resistir. Además, si le gusta beber también tendrá muchas opciones a cada momento. Así que el remedio tendrá doble beneficio.

Saludos y buen viaje!

Tips de Viaje

  • Aruba es un país independiente desde 1986.
  • No olvide en todo momento el bloqueador solar.
  • Como llueve muy poco, en Aruba se abastecen con agua de mar. Tienen una de las plantas desalinizadoras más grandes del mundo.
  • En Aruba hay 12 casinos de juego.
  • El papiamento es la lengua oficial desde 2002.
  • En Aruba todas las playas son públicas.
  • Hay 315 restoranes.
  • En Aruba están presentes las marcas más exclusivas del mercado.
  • Muchos venezolanos viajan a Aruba para comprar marcas prohibidas en su país.
  • Cada año casi dos millones de turistas llegan a la llamada isla feliz.
  • En Aruba viven un poco más de 100 mil habitantes.