Un destino ideal para aquellos que buscan unas vacaciones de lujo es sin dudas Oman, un paraíso intrigante y exótico en medio del desierto. El país poseedor de una rara belleza y cultura única impacta los sentidos de su visitante.

Portador de una historia sumamente rica y sorprendente, que comienza por ejemplo con su importante papel en el comercio de incienso remontándose a 5000 años antes de Cristo, sin dudas una vasta historia, por lo que no es de extrañar que Omán sea el hogar de cuatro sitios del Patrimonio Mundial de la UNESCO.

Los paisajes naturales de Oman van desde sus montañas escarpadas hasta sus dunas doradas, siendo de particular belleza los "Wadis", o hermosos oasis formados durante la temporada del monzón, con sus aguas frescas y claras que ofrecen un descanso del calor y una visión fascinante a los ojos del turista.

Anuncios
Anuncios

Pero muchos viajeros se sorprenderían al saber que Omán es un buen lugar para ver fauna exótica, allí se pueden encontrar un sin numero de especies, entre ellas por ejemplo flamingos, tortugas marinas, leopardos, y aves exóticas de colorido sin igual. La fauna sorprendentemente variada en Omán incluye varias especies raras y en peligro de extinción que están protegidos por leyes muy estrictas, así como numerosos santuarios, parques naturales y reservas naturales creadas para su resguardo.

Por otra parte la arquitectura omaní es simplemente hermosa, con grandes mezquitas y palacios de oro que sorprenderán incluso al más avezado de los viajeros. La belleza de su arquitectura se extiende mucho más allá de las propiedades de lujo, se puede ver incluso en las más humildes de las moradas que construidas según la tradición, asombran con sus techos abovedados y arcos decorados con delicada filigrana.

Anuncios

Muscat, su capital es una verdadera joya cultural rara, diferente de cualquier otra ciudad del mundo, donde conviven desde castillos, palacios, mezquitas, museos, galerías de #Arte, coloridos mercados y bazares. A su vez podemos decir que Oman es el único país de la Península Arábiga, con un teatro de ópera, lo cual muestra a las claras de la importancia de la música en la cultura omani.

Posedor de una extensa costa que bordea el Mar Arábigo y el mar propio de Omán, ostenta con un variedad única de playas vírgenes de aguas cristalinas y arenas blancas todo un ensueño perfecto donde descansar y tomar el sol.

No son muchos los viajeros que seben que Omán es un destino de primera línea para el buceo y el submarinismo, con coloridos arrecifes a descubrir. También un excelente lugar para la observación de ballenas y delfines, con más de 20 especies de ballenas que se encuentran en las aguas que rodean sus costas, incluyendo las ballenas azules, ballenas jorobadas y orcas. Asimismo es el hogar de cinco especies diferentes de tortugas marinas, que cada año miles de ellas migran a sus playas para poner sus huevos en la arena.

Anuncios

Entre las muchas actividades al aire libre que ofrece Oman como destino turístico están las caminatas por los senderos principales que atraviesan el país, el descenso de barrancos, la escalada, la practica de bicicleta de montaña y el kayak. También es el lugar perfecto para conducir una 4 × 4 sobre sus doradas dunas de arena, y disfrutar de una emocionante aventura en el desierto. #Turismo