#Gran Hermano 2015 tuvo una nueva gala de eliminación. Esta vez, el público escogió para que salga de la casa a Camila Cortese, una de las participante con una de las historias de vida más fuertes. En total, la oriunda de Ramos Mejía recibió el 68, 5 por ciento de los votos.

La segunda gala de expulsión había comenzado con cuatro "hermanitos" nominados: Francisco, Matías, Mariano y Camila. Sin embargo, Jorge Rial detuvo la votación para ir salvando participantes, ya que sólo se puede eliminar a uno por gala. Así fue como se salvó el ex de Gisela Bernal, quien apenas llegó al 20 por ciento de los votos. Luego le tocó al misionero -apodado "El Virgen"- salvarse de la eliminación.

Anuncios
Anuncios

De esto modo, Camila y Mariano quedaron para medir las fuerzas que tienen fuera de la casa. El resultado fue contra la "hermanita", que supo ganarse la enemistad de Francisco y de varios integrantes de la casa. De hecho, se presume que parte de los votos en contra que obtuvo de parte de la gente son de parte de los seguidores de Eloy, quien les pidió que la sacaran.

Tras recibir la noticia de su eliminación de la casa más famosa del país, Camila tuvo que contener a una María Paz que parecía desconsolada. La modelo no esperaba la salida de su compañera, con quien afirmó haber creado un lazo que extrañara de ahora en adelante.

"No lloren, tenía ganas de irme, estoy re feliz que me voy", le dijo Camila a sus compañeros. La participante había tenido ganas de abandonar el juego desde la primera semana, pero luego había desistido de su decisión.

Anuncios

Como se mencionó a un principio, Camila Cortese presenta una de las historias más duras dentro de GH 2015. Tiempo atrás, fue violada junto a su hermana. Un golpe del que consiguió reponerse y por el que buscó su lugar dentro del reality para contar su historia. Un intento de ayudar a quienes han pasado por la misma situación.

Francisco, Matías y Mariano siguen en juego

La fulminante no sirvió para dejar fuera de juego a Francisco Delgado. Tampoco los problemas de salud de su ex, quien se encuentra esperando un hijo del modelo. "Hasta ayer no tenía ganas de irme, la estaba pasando bien, pero pasó algo que me dio ganas de irme", le confió el hermanito a Rial.

Por su lado, Matías consiguió el 20 por ciento de los votos. Insuficientes para terminar con la estadía del misionero, quien dio su primer beso dentro de GH 2015. Minutos antes de que le comunicaran que seguía en juego, el participante había expresado su malestar por haber terminado en placa. "Soy buenito", se justificó.

Por último, Mariano Verón consiguió lo que algunos parecía imposible: seguir dentro de GH. El empresario cordobés se había mostrado violento contra la producción del programa. Hasta había amenazado con salirse del juego sino le daban lo que pedía.

Ahora, a los "hermanitos" les espera una nueva prueba semanal y una nueva gala de nominación ¿Quiénes de estos tres últimos salvados volverán a la placa? #Argentina #Televisión