Es posible que en la #Argentina las personas no tomen suficientes recaudo al comprar un vehículo. La legislación prevé, que si la persona que le interesa comprar un automóvil, primero no solicita un informe de dominio y realiza la verificación policial , no está en condiciones de argumentar la compra de buena fe. 

Es muy común que los futuros compradores, se encuentren como mínimo, con una abultada deuda de patentes,  y una buena cantidad de infracciones en distintas jurisdicciones del país.

Un grave problema que impide realizar la transferencia del dominio, es la inhibición de su titular. Éste puede tener una inhibición temporaria a raíz de una deuda, o permanente y la  misma es decretada por autoridad judicial.

Anuncios
Anuncios

Mientras tanto no sea levantada la inhibición no es posible realizar las transferencia de dominio. Muchas veces los vendedores conocen esta situación y en general les es imposible salvar la deuda y aprovechando la imprevisión e ignorancia del comprador venden su auto, generalmente a un precio mas barato para que sea tentador.

Otro problema es la cancelación de prenda. He tenido conocimiento de un señor que hizo la transacción en un bar y en el hall del banco entregó el dinero, el vehículo tenia orden de secuestro , porque tenía impago de prenda. Tuvo que pagar prácticamente dos veces el valor del vehículo, arreglo con la compañía financiera para saldar la deuda y poder poner a su nombre el vehículo. 

Es un problema cultural de las personas a la hora de comprar un auto, generalmente en los hombres, ya que las mujeres son mas cuidadosas, los varones se entusiasman y son susceptibles de ser engañados. 

Desde las autoridades de regulación se hace hincapié en la necesidad de pedir informe de dominio previo y exigir libre deuda de patentes e informe de infracciones.

Anuncios

El informe de dominio mas el informe de infracciones se puede solicitar el en registro de la propiedad del automotor, por un valor muy ínfimo en relación a lo que significaría perder la inversión en la compra. #Fraude #Impuestos