La práctica del yoga en la actualidad es una moda, pero es una actividad legendaria originada en la India. Si a esto le sumamos el calor a 40 grados y 40% de humedad, los beneficios son múltiples. Es común bajar un kilo o algunos gramos, ya que ademas estamos estimulando todo el metabolismo de nuestro cuerpo. Pero, atención: es necesario estar bien hidratados para esta practica, descansados y bien alimentados.

El calor produce un estiramiento más seguro, permitiendo más rango en los movimientos de las articulaciones, músculos, ligamentos y cartílagos.

Los capilares al dilatarse con el calor; oxigenan los tejidos, músculos, glándulas y órganos; teniendo la posibilidad de eliminar toxinas.

Anuncios
Anuncios

Al acelerarse el metabolismo, con una pulsación de nuestro corazón más intensa, se acelera también el procesamiento de glucosa y ácidos grasos. Por eso también, es importante una buena alimentación, balanceada; provista de carbohidratos, proteínas y grasas; en su justa medida.

Pero no solo es la musculatura a la que beneficia el calor. En un ambiente de estas características, por supuesto guiado por un profesional certificado en la materia; fortalecen la voluntad, concentración y determinación. Que luego con la practica, podrás aplicarlo a la vida cotidiana: en el manejo de tus emociones, relaciones laborales y sentimentales. #Salud

El sistema cardiovascular se ejercita con la particularidad que la respiración durante toda la clase es por la nariz (inhalación y exhalación continua y a través de la nariz). Ayudando al corazón a trabajar en un ritmo continuo pero no forzado en hiperventilación. Hay menores riesgos de lesionarse en un ámbito cálido, y como dicen nuestros médicos: "al dolor, calor". Gracias a ésta práctica podemos prevenir lesiones, eliminar dolores, desintoxicarnos con el sudor, a través de la piel, siendo el órgano más grande de nuestro cuerpo. 


De la misma manera que tu cuerpo sube la temperatura para combatir una infección, la temperatura en la sala caliente ayuda al funcionamiento de las "células-T" (responsables de coordinar la respuesta inmune) y el buen funcionamiento del sistema inmunológico.