El encuentro de carácter amistoso y benéfico entre la Fundación Pupi y el Scholas, que tuvo lugar en el estadio Olímpico de Roma, contó con la presencia del astro argentino Diego Armando Maradona quien dio muestras de talento y compañerismo. El estadio contó con una gran afluencia de público aficionado puesto que al jugador argentino se lo recuerda y se lo considera un ídolo deportivo desde su tránsito por Italia cuando ganó dos campeonatos con el Napoli.

Jugando para el Scholas, Diego Maradona, campeón del mundo y ex técnico de la selección #Argentina de #Fútbol, aguantó los 90 minutos del partido disfrutando como siempre de un afectuoso apoyo multitudinario por parte de los espectadores y demostrando así que se encuentra en buen estado físico.

Anuncios
Anuncios

El resultado fue de seis goles a tres a favor de la Fundación Pupi donde jugó el argentino Javier Zanetti. También participaron de este encuentro el colombiano Valderrama, y los argentinos Diego Simeone, Mauro Icardi, Walter Samuel, Abel Balbo, y Baggio entre otras personalidades futbolísticas internacionales.

Maradona y el Papa Francisco

Entrevistado por los periodistas deportivos al final del partido Diego Armando Maradona se refirió a su encuentro personal con el Papa Francisco, a quién visitó personalmente en la sede del Vaticano . “Al otro tuve que besarle el anillo; Francisco es una persona cercana y amable. Te dan ganas de abrazarlo y de charlar”, dijo Maradona al comparar al actual líder del catolicismo con Juan Pablo II. Agregó que el Papa Francisco lo invitó a reunirse próximamente en privado para conversar sobre los problemas del hambre en el mundo y de la posibilidad de educar a los niños mediante el deporte.

Anuncios

Por su parte el Papa Francisco aclaró que el encuentro no tenía otro objetivo más que el de seguir trabajando "por la paz en el mundo". Agregó que se disculpaba por hablarles a los periodistas en castellano durante la rueda de prensa posterior a su encuentro con la delegación argentina, pero aclaró que este era su idioma y con él hablaba siempre con el corazón.