Los Ángeles Lakers siguen en su progreso para ser la peor versión de la franquicia. En este momento tienen las peores estadísticas en lo que se refiere a los primeros diez partidos de la temporada pero no parece que este sea un resultado que vaya a cambiar en los próximos meses, más bien parece que vaya a ser el camino que sigan en lo que resta de temporada, dado que su problema parece más bien estructural. En este caso la derrota fue contra sus vecinos los Golden State Warriors, pero no parece que el problema sea la calidad de sus oponentes.

El primer cuarto comenzó ya con los Golden State Warrios distanciándose desde el inicio en el marcador, estableciendo unas diferencias que se mantendrían durante todo el cuarto, en el que apenas encontró resistencia por parte de unos Los Ángeles Lakers que no estuvieron en ningún momento en disposición de discutirles el marcador.

Anuncios
Anuncios

El cuarto acabó con un treinta y cuatro a veintitrés que establecía de inicio una desventaja de once puntos.

El segundo cuarto continuó con la misma inercia, con unos Golden State Warrios que continuaban abriendo brecha y unos Los Ángeles Lakers que trataban de acercarse sin llegar nunca a conseguir nada más que ver la espalda de sus oponentes que a cada minuto estaban un poco más lejos en el marcador. Cuarenta a treinta y dos y otros ocho puntos a favor de los Golden State Warriors.

Tras el descanso no solo no esperaba una recuperación a los jugadores de Los Ángeles Lakers, sino que además recibieron el mayor de los marcadores, en este caso unos cuarenta y un a veinticuatro que apenas dejaba margen a la posibilidad de recuperación a un equipo que no parecía capaz de soportar el ritmo que imponían sus rivales.

Anuncios

El último cuarto fue sencillamente un trámite en el que los Golden State Warriors se dejaron llevar sabedores de que su diferencia era ya insuperable. Treinta y seis a veintiuno para Los Ángeles Lakers y una victoria para los Golden State Warrios que sacaron del Staples Center una victoria que resultó fácil.